miércoles, 31 de octubre de 2018

RITUAL DE LOS BOTONES PARA ARRANCARSE DEL CORAZÓN AL SER AMADO Y DEJAR DE SUFRIR


Este es un ritual medieval muy utilizado entre los campesinos. Se basa en la antiquísima creencia de que los botones, además de tener poderes mágicos, son el símbolo de la fusión de los amantes, en tanto unen una mitad con otra.
 
En la Edad Media era común que los amantes despechados por la conducta de la amada, llevaran el chaleco abierto, desabotonado, representando simbólicamente que lo que había estado unido, ya no lo estaba. En este sentido, el chaleco abierto era el símbolo contrario al anillo de compromiso que simboliza la unión del amor.
 
Para llevar a cabo este ritual necesitarás:
 
- Una túnica larga, blanca, de la tela más sencilla que encuentres, no ha de ser nada caro, piensa que en la magia todo es simbólico y no tiene porque ser nada lujoso. Deberás confeccionarla tu mismo y hacerlo a mano. La túnica debe tener botones blancos.
 
- Siete velas blancas.
 
- Un vaso de cristal.

Los pasos del ritual:
 
- Ponte la túnica y abróchate los siete botones en un día sábado.

- El domingo prende una de las velas blancas y desbotona el primer botón de la túnica, mientras dices:

En este domingo
mi corazón ha comenzado
a separarse definitivamente de ti.
Hoy comienza mi paz.
 
Apaga la vela y entiérrala en una maceta.
 
- El lunes prende la segunda vela blanca, y desabotona el segundo botón de la túnica, mientras dices:

He dado el primer paso
y en este lunes doy el segundo.
El botón invisible que nos une
dejara de unirnos para siempre.
 
Apaga la vela y entiérrala en un lugar que quede a más de cinco calles de tu casa.
 
- El martes prende la tercera vela blanca y desabotona el tercer botón de la túnica, mientras dices:
 
Marte, Dios de lo Guerra,
que le das nombre a este día,
haz que la guerra estalle en mi corazón
y desaloje de allí a quien amo.
 
Apaga la vela y entiérrala en un lugar que quede a más de seis calles de tu casa.

- El miércoles prende la cuarta vela blanca y desabotona el cuarto botón de la túnica, mientras dices:
 
En este miércoles me quito
mi cuarta cadena,
desato el cuarto nudo,
desarmo la cuarta trampa.
 
Apaga la vela y entiérrala en un lugar que quede a más de siete calles de tu casa.
 
- El jueves prende la quinta vela blanca y desabotona el quinto botón, mientras dices:
 
Ya no estarás en mí ni yo en ti.
La quinta ligadura se ha roto.
Muy poco tiempo más estaremos
unidos por el hilo del amor.
 
Apaga la vela y entiérrala en un lugar que quede a más de ocho calles de tu casa. 
 
- El viernes prende la sexta vela blanca y desabotona el sexto botón, mientras dices:
 
Sólo un peldaño más.
Sólo un peldaño más
y definitivamente alcanzaré la paz
de saber que me pertenezco.
 
Apaga la vela y entiérrala en un lugar que quede a más de nueve calles de su casa.
 
- El sábado prende la séptima vela blanca y desabotona el séptimo botón, mientras dices:
 
Soy libre nuevamente.
La herida de mi corazón ha cicatrizado.
Mi alma vuelve a reír.
Pienso en ti y tu pensamiento no me duele.

Apaga la vela y entiérrala en un lugar que quede a más de diez calles de su casa.
 
- Una vez concluido el ritual, corta el hilo de los botones para sacarlos de la túnica. Quema la túnica y coloca los botones todos juntos bajo el vaso de vidrio invertido. De este modo, los botones quedarán aprisionados.
 
Deberás quitarles el vaso de encima el día en que sientas que tienes ganas de volver a enamorarse.



 

0 comentarios:

Publicar un comentario

Google+ Followers