CANARIO, TÓTEMS DE ANIMALES MEDICINA

 
El canario no es originario de América, sino que procede de las islas Canarias (Insulae Canariae); y forma parte de la familia de los pinzones.
 
En sus orígenes, los canarios eran de un verde oliva apagado o un amarillo verdusco, con vetas negras y amarillas; pero varios siglos de crianza dieron lugar al canario que conocemos ahora, enteramente amarillo, al tiempo que mejoró notablemente su timbre y su canto.



En Alemania, en los montes Harz, hubo un centro de cría de canarios en el que se les enseñaba a cantar. De hecho, estas montañas dieron nombre también a una conocida marca de productos para mascotas —especialmente, provisiones para pájaros— muy conocida actualmente. Pero lo importante aquí es que el hecho de que se enseñara a cantar a los canarios les vincularía —y así también a las personas que tienen por tótem al canario—, con las antiguas escuelas de meistersingers, «maestros cantores», y las hermandades de juglares.

 
Las hermandades de juglares se difundieron por Europa en la Edad Media, destacando entre ellas la Hermandad de la Corona de Estrasburgo, y habiendo incluso hermandades fundadas por santos, como la que creó San Nicolás de Viena en 1288. Y en Alemania, concretamente en Núremberg, llegó a haber un gremio de meistersingers en el que se enseñaba el poder del sonido, la música y la voz, tanto a nivel físico como espiritual, y tal como sabemos hoy en día, se nutría de la tradición de los bardos. Así pues, aquel que tenga por tótem al canario quizás haya estado relacionado con este gremio en alguna vida pasada, aunque también puede indicar que vas a aprender mucho sobre los misterios del sonido, la música y la voz para sanar y bendecir tu vida y la de los demás.
 
El canario te dice que vas a despertar el poder de tu propia voz. Esto no significa necesariamente una formación musical; pero el sonido, surja de la palabra o del canto, es una de las fuerzas más poderosas del universo, pues con él puedes sanar, iluminar, entusiasmar, estimular, despertar la intuición y manifestar alegría.
 
Cuando el canario aparece como tótem, ha llegado el momento de que te preguntes qué canción has estado cantando. ¿Reverberan notas amargas en tu vida? ¿De dónde proceden?
 
Quizás descubras de pronto que aquellas cosas que dices con dulzura comienzas a sentirlas con verdadero cariño, y que tus palabras duras resultan más lacerantes. Lo que digas va a tener un impacto mucho mayor, a medida que el canario despierte el poder del sonido, la música y la voz en ti.
 
Los canarios reflejan habitualmente el despertar y la estimulación de los centros de la garganta y el corazón, lo que otorga una mayor capacidad para sentir y expresar sentimientos, por lo que aprender a utilizar la voz para traer alegría a la gente que te rodea va a ser una parte del proceso.

 
En otro tiempo se utilizaban los canarios en las minas de carbón para detectar los gases, por ser unas aves tan sensibles que, en cuanto había el más mínimo indicio de gas, morían. Esto apunta a una sensibilidad acrecentada de los centros o chakras de la garganta y el corazón, e indica también que deberás tener cuidado con el tipo de atmósfera que creas con tus palabras, así como con las atmósferas externas a las que te expones.
 
El aire fresco es esencial para el canto del canario, y lo va a ser cada vez más para ti también. Fíjate en las atmósferas a las que te expones; con el tiempo y la práctica, descubrirás que tu vida comienza a adquirir nuevos tonos, y que las notas amargas se desvanecen.
 
 

0 comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares

Entrada destacada

DICCIONARIO DE SANTERÍA

Abikú: Un espíritu dañino que posesiona a un niño pequeño y lo enferma hasta que muere.   Acuelle: Bendición.   Afoché: Un polvo...