CODORNIZ, TÓTEMS DE ANIMALES MEDICINA


La codorniz pertenece a la familia de las galliformes, que son las aves con un aspecto similar al de las gallinas, entre las cuales se incluyen estas, los faisanes, el urogallo, etc. De hecho, las codornices comparten en buena medida los hábitos de las gallinas.

Las codornices guardan una relación simbólica con la nutrición debido al hecho de que su carne ha sido siempre muy codiciada; pero sus enloquecidos rituales de apareamiento les han granjeado también connotaciones sexuales y de fertilidad. Quizás sea este el motivo para que, en la antigua Grecia, se las considerara un símbolo del retorno de la primavera.

 
El colín de Virginia es una especie de la familia de las codornices cuya distintiva llamada, en la que parece pronunciar su propio nombre en inglés, bobwhite, se ha relacionado con el misticismo de los nombres.
 
Es un ave que puede ayudarte a descubrir el nombre de tu alma —ese nombre que permanece contigo vida tras vida—, pues dispone del conocimiento del poder de los nombres y del proceso por el cual se imponen dichos nombres. De hecho, el saber popular dice que escuchar la llamada de la codorniz durante la semana previa o posterior al nacimiento de un niño es señal de que el nombre elegido para él es el más adecuado.

 
Las codornices se agrupan en bandadas y, cuando el ambiente es muy frío, se amontonan para darse calor unas a otras. Para ello, se disponen normalmente en un círculo cerrado en el suelo, con todas las colas juntas en el centro del círculo y las cabezas apuntando al exterior. En caso de verse sorprendidas, esta formación les permite volar en todas direcciones para confundir así al depredador.
 
La codorniz tiene una increíble habilidad para detectar el peligro, y levanta el vuelo con un explosivo aleteo, que sobresalta al depredador y le distrae, dándole así una ocasión para escapar. De ahí que la codorniz pueda enseñarte a tomar conciencia del peligro, a salir disparado en busca de seguridad cuando te sientas amenazado y, en definitiva, a no dudar ni un instante en los momentos de crisis.
 
 
 


0 comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares

Entrada destacada

DICCIONARIO DE SANTERÍA

Abikú: Un espíritu dañino que posesiona a un niño pequeño y lo enferma hasta que muere.   Acuelle: Bendición.   Afoché: Un polvo...